16
Sun, Dec

La nueva e innovadora industria manufacturera nacional, trascendentales cambios 1800-2018

Economicas
Typography

La República Dominicana cuenta con una nueva e innovadora industria manufacturera, la cual ha sido beneficiada con trascendentales cambios en el período 1800-2018.


Investigaciones de Primicias confirman avances importantes en la formación de capital humano para la industria en electricidad industrial, controles eléctricos y mantenimiento industrial, electrónica industrial, mecánica diesel, selección, reparación y mantenimiento de calderas.
El país, productor de rones, tabaco, café y cacao en el siglo X1X, tiene en el siglo XX1 una industria avícola poderosa que produce pollos refrigerados, filete de pechuga, piezas de pollos clasificadas, embutidos y lácteos de altísima calidad, industria azucarera, ronera, jabones, detergentes, cárnica, cemento, concreto, chocolates, certificada por sus innovaciones tecnológicas y producción con calidad.
República Dominicana tiene empresas industriales modelos de calidad para el mundo, como el Central Romana, Pasteurizadora y Grupo Rica, Industrias Nigua, Ron Barceló, Casa Brugal, Cortés Hermanos, Munné, Cemex Dominicana, Argos, DOMICEM, Sociedad Industrial Dominicana-MercaSid, Ingenio Cristóbal Colon, Cesar Iglesias, Peravia Industrial, Yogurt y Quesos San Juan, Sigma Alimentos (Productos Sosua y Checo), Induveca, Industrias Banilejas ( INDUBAN), Goya Santo Domingo, Agroindustrial Los Ángeles, Productos Higueral ( Central Romana), J. Armando Bermúdez, Grupo Linda, Jajá, Pollo Cibao, Unipollo, Pollo Yaque, Duralón, Pinturas Tucán, Acero Estrella, La Fabril, Cementos Panam, Pinturas Tropical, Pinturas Domastur, Pinturas Montana, Helados Bon, Gerdau Metaldom, Constanza Agroindustrial, Baltimore Dominicana, Bonagro, Block Aguayo, Block Bisonó, Tavares Industrial, Cesar Iglesias, Molinos Modernos, Molinos del Ozama, Pan Pepín.

SECTOR FRUTAS- PULPAS-CLÚSTER
Una de las agradables noticias de 2018 fue el lanzamiento del Clúster de Productores y Procesadores de Frutas, el que trabaja para sustituir pulpas de frutas importadas por un valor de RD$ 2, 720 millones por año.
En la actualidad los productores y procesadores de frutas mueven alrededor de 200 millones de pesos al mes.
El Clúster de Productores y procesadores de frutas resalta la cantidad de libras de pulpa de cereza que produce el pais. A agosto 2018 la cooperativa tenía congeladas 16 mil libras.
Cooppalmilla, una cooperativa agroindustrial que opera en Santo Domingo Norte, suma bastante a la industrialización de la cereza.
El país produce pulpa de cereza, guayaba, chinola, mango, tamarindo, guayaba -fresa y otros rubros.

LA NUEVA INDUSTRIA DOMINICANA
La industria manufacturera dominicana suma a la industrialización de la caña (fabricación de rones), cacao, tabaco y café en el periodo 1800 al 2018 los siguientes rubros:
Una poderosa industria láctea, pastas alimenticias, harina de trigo, embutidos, cervezas, refinamiento de petróleo, cemento, concreto, procesamiento de arroz, habichuelas, guandules, fabricación de cigarros que aportan más de 800 millones de dólares con sus exportaciones, fabricas de pinturas, modernos ingenios azucareros, crema de cacao, licor de cacao y ron, rones especiales, industria textil, Parques Industriales Disdo, Santo Domingo Oeste; Parque Industrial Duarte, Parque Industrial de Haina, la incursión del Central Romana en la fabrica Higueral de embutidos, la penetración del Ron Barceló a 76 mercados, la internacionalización creciente del Ron Brugal, los éxitos de Industrias Nigua, la conexión industrial con el turismo dominicano, la inversión de más de mil millones de dólares por parte de la empresa Ambev Dominicana con la construcción de una industria cervecera en Hato Nuevo, Santo Domingo Oeste y la compra de la Cervecería Nacional Dominicana ( CND), los éxitos empresariales de Nestlé en el país en el periodo 1916-2018 y una industria cementera y fabricante de varillas de acero innovadora que agrega valor a la industria de la construcción.
Igualmente, con una industria del pan que gana terreno de calidad.
Con la fábrica de Ron Matusalem, en Monte Plata, que da fortaleza a la industria ronera dominicana.
Con decenas de fabricas de dulces en todo el país que endulzan la industria manufacturera nacional.
Con impresionantes fabricas de chocolates y otros derivados del cacao.
Con la fabricación de rones especiales para el mercado interno y la exportación.
Con la fortaleza y expansión del Grupo Cesar Iglesias, que ha agregado nuevos productos a la empresa, como cereales y una sopa.
Con las millonarias inversiones del Estado y el sector privado para la generación eléctrica.
Con el avance del reciclaje industrial.
Con las energías alternativas
Con los trascendentales cambios introducidos en la fabricación de pinturas en el país.
Con el desarrollo de la industria del acero, impactando de manera positiva la industria de la construcción.
Con proyectos como Bioenergía en San Pedro de Macorís.
Con la incursión de ganaderos de Monte Plata en la producción de leche en envase UHT.
Con el surgimiento de Profruveca y su incursión en la fabricación de leche evaporada en Madre Vieja, San Cristóbal.
Con la incursión de Pasteurizadora Rica en el ponche navideño, piña colada refrigerada y productos derivados del coco, crema de coco y leche de coco.
Suman al desarrollo industrial del país la apertura de Incarna, que fabrica embutidos en una moderna planta inaugurad en la Autopista Duarte, en la cercanía del Hospital Juan Bosch.
La fabricación del queso Patrón de Oro, en San Pedro de Macorís, suma también. Patron de Oro es una marca industrial dominicana con más de cien años en el mercado.
Lo mismo que el relanzamiento del Ron Siboney, una marca ronera histórica en el mercado dominicano.
Es justo en el periodo 1800-2018, recordar los aportes a la industria dominicana de empresas y empresarios tales como Dájer, en Tamboril; La Aurora, de E. León Jimenes, La Tabacalera; Ron Tavares, en Santiago de los Caballeros; Brugal, Chocolatera Industrial de Puerto Plata; Ingenio Rio Haina, Ingenio Consuelo, Ingenio Esperanza, Ingenio Amistad, Grupo Malla, Fabrica de Jabón Valencia, Fábrica de Camisas Bazar, Zapatos Mocashoe, en Moca-Santiago; el industrial Pedro A. Rivera, fundador de Induveca; Caonabo Almonte Mayer, en la Compañía Anónima Tabacalera, Central Romana, Cami ( embutidos), Molinos Dominicanos, Embotelladora Dominicana, Refrescos Nacionales, rones de Font Gamundi, en La Vega; Helados El Polo y CODAL, en San Francisco de Macorís; Helados Noris, en Santiago de los Caballeros.
Igualmente, los industriales Bolívar Reynoso y Celeste Fernández, del Grupo BOCEL, en Santiago de los Caballeros; J. Armando Bermúdez, Nicolás Américo Vargas, Carlos Bermúdez, Nicolás Vargas hijo y Leonardo Vargas, en Bermúdez; George Arzeno Brugal, Osvaldo Brugal, Julián Barceló, Miguel Barceló Pascual, Cesar García, Eduardo León Jiménez, Fernando León Asensio ,José León Asencio, Guillermo León Asencio, Eduardo León Asencio, José Turull, Francis Malla, Franklin León, José del Carmen Ariza, Celso Marranzini, Ramón Vila Piola, José Miguel Bonetti, Roberto Bonetti y los fundadores de la Asociación de Industrias de la República Dominicana ( AIRD) en 1962.
Es justo valorar los aportes del Grupo Cesar Iglesias a la industria nacional.
Los de Yandra Portela, Elena Viyella, Ligia Bonetti, Circe Almánzar, Lina García, Marisol Vicent, Julissa Báez y otras damas prestigiosas con un liderazgo industrial impactante.
Los de Manuel Estrella, de Acero Estrella, y Félix García, del Grupo Linda. Este último con La Fabril, en Santiago de los Caballeros, relanzó la fabricación de aceites comestibles, jabones y otros productos.
La industria nacional debe recordar siempre los aportes de los industriales Horacio Álvarez y rodos los que tuvieron la valentía de hacer realidad la AIRD, una voz industrial a favor de la producción manufacturera nacional.
Mario Cabrera es inolvidable en la industria dominicana.
J. Armando Bermúdez, George Arzeno Brugal, Julián Barceló, Miguel Barceló Pascual, Nicolás Vargas, Ramón Vila Piola y otros industriales fallecidos también los son en la historia industrial dominicana.
La industria manufacturera debe continuar con sus innovaciones, debe ser preservada por el Estado, sector privado y la sociedad dominicana en general.