16
Sun, Dec

HAITI: EL MAS ATINADO ENFOQUE

Opinion
Typography

De entre las propuestas que se han venido barajando en los últimos días para proteger la frontera con Haití, el enfoque que nos luce mas atinado es el que acaba de externar el Ministro de Industria, Comercio y Mipymes, Nelson Toca Simó al pronunciar el discurso de orden en la inauguración de la expo-feria del Consejo de Coordinación de la Zona Especial de Desarrollo Fronterizo, celebrada en Montecristi.

Previo a su intervención, se produjo el reclamo de legisladores y autoridades locales para que se convirtiera en portavoz ante el Poder Ejecutivo de su solicitud de extender el plazo de vencimiento de la ley 28-1 que estableció determinados incentivos para las empresas que se instalaran en la región fronteriza. 

En el curso de sus palabras, el funcionario abordó con mayor amplitud el siempre espinoso tema de la protección de la frontera, donde con frecuencia se producen incidentes que tensan las relaciones a ambos lados de isla,  y que a despecho de las tropas desplegadas para su salvaguarda es violada de continuo con el paso de apreciables contingentes de inmigrantes ilegales así como de un activo comercio de contrabando. 

Toca Simó hizo en este sentido un cálido llamado a preservar la integridad de la frontera y del territorio nacional.  Pero a diferencia de propuestas tales como el levantamiento de un muro o el reforzamiento del patrullaje militar, incluyendo drones y un sistema de cámaras de vigilancia, con un sentido mucho mas práctico y a nuestro juicio también mas efectivo,  la focaliza en el fomento de la generación de empresas y de emprendimientos que creen empleos de calidad para los habitantes de la zona.

Planteamientos similares hemos venido haciendo en TELEDEBATE desde hace mucho, y mas recientemente con motivo del penoso incidente que por suerte no llegó a males mayores e irremediables, sufrido por  el destacado cardiólogo Pedro Ureña y sus compañeros.

El problema mas grave de la frontera ha sido el éxodo creciente de los dominicanos huyendo de la miseria y la marginalidad prevalecientes en la misma, a la búsqueda de mejores condiciones de vida. En consecuencia en igual o mayor proporción se ha registrado el crecimiento de la población haitiana que ha ido ocupando  el espacio abandonado por la pobladores criollos. Esa situación persistirá en tanto  la frontera siga atada a la miseria, el atraso y la falta de oportunidades.

Lo que con muy buen juicio propone el Ministro Toca Simó es crear condiciones propicias de vida, a saber empleos de calidad, oportunidades de negocios y emprendimientos y servicios adecuados de salud, educación, electricidad, deportes y demás que contribuyan a crear arraigo y sentido de pertenencia a los actuales habitantes y reviertan el proceso de éxodo que ha ocurriendo todos estos años motivando, por el contrario, un movimiento a inversa de repoblación dominicana de las provincias fronterizas. Esa es a nuestro juicio, tal como plantea Toca Simó como el método mas eficaz de proteger la frontera. 

No creemos que resulte con un muro que siempre se verá como un símbolo de hostilidad, donde lo que procede es mantener abiertas vías de entendimiento y el mejor clima posible de la convivencia a que estamos obligados, de tal modo que para los incidentes que puedan ocurrir se busquen formas inteligentes y razonables de solución.

La presencia militar y el patrullaje fronterizo siempre serán necesarios. Pero de poco o nada valdrán si no dispone de una amplia retaguardia civil de dominicanos enrraizados, firmemente asentados en el territorio cuando este les provea adecuadas condiciones de vida y  oportunidades de progreso sin tener que emigrar.